¡Ayuda al desarrollo del sitio, compartiendo el artículo con amigos!

Picazón, verrugas, manchas inusuales, pelos que crecen en lugares extraños: generalmente los ignoramos y los atribuimos a problemas cutáneos triviales. Mientras tanto, sucede que son el único síntoma de cáncer durante mucho tiempo: cáncer de pulmón, cáncer de páncreas, cáncer de estómago, linfoma o incluso leucemia. ¿Cuáles son los síntomas más comunes del cáncer de piel? ¿Qué buscar cuando se mira en el espejo?

Los síntomas cutáneos del cáncerson una de las formas de los llamados síndrome paraneoplásico (o síndrome paraneoplásico) y, a menudo, preceden a la aparición de los síntomas característicos de un tumor determinado durante varios o varios meses; las estimaciones muestran que ocurren incluso en uno de cada diez pacientes que padecen cáncer.

Surgen como resultado de procesos autoinmunes (cuando el cuerpo dirige anticuerpos para combatir las células cancerosas, pero también pueden atacar a las células sanas), o como resultado de la producción de moléculas por parte de las células cancerosas que llegan a otros tejidos con sangre, en el de la piel.

Son fáciles de pasar por alto ya que parecen no estar relacionados con el cáncer. Mientras tanto, su correcto diagnóstico acelera el diagnóstico correcto y, por lo tanto, aumenta significativamente el éxito del tratamiento oncológico.

¿Quésíntomas cutáneos del cánceraparecen con más frecuencia? ¿Cuál, por su propia salud, es mejor no ignorar y verificar durante su próxima visita al médico?

Prurito crónico

La picazón en la piel, tanto generalizada como localizada en un lugar específico de la piel (no necesariamente en las inmediaciones del tumor) o en un lugar específico del cuerpo, puede presagiar cáncer. La picazón no siempre es molesta, pero siempre es crónica.

La picazón generalizada que dura más de seis semanas puede ser el primer signo de cáncer de páncreas, cáncer de hígado, linfoma no Hodgkin, leucemia y cánceres del sistema nervioso. A su vez, la picazón en el escroto puede presagiar cáncer de próstata.

Hinchazón, vesículas, úlceras

La hinchazón de color rojo intenso en la cara, el torso, los brazos y las piernas, que aparece repentinamente y en cuya periferia hay vesículas o pústulas, puede indicar neoplasias del sistema hematopoyético, por ejemplo, leucemiamieloide o linfoma. Estos cambios suelen ir acompañados de erosiones y ulceraciones en las mucosas.

Las burbujas o granos que se ulceran alrededor de la cicatriz quirúrgica pueden ser un signo de mieloma. Por otro lado, las vesículas dolorosas y las erosiones localizadas en las mucosas (encías, labios, mejillas, lengua, conjuntiva, genitales o alrededor del ano) pueden indicar sarcomas o linfomas no Hodgkin.

Por otro lado, las úlceras dolorosas y las lesiones cutáneas que aparecen incluso después de lesiones menores en la piel pueden indicar linfoma, leucemia o mieloma.

Verrugas seborreicas

Cada uno de nosotros las tiene, pero una erupción rápida de verrugas seborreicas en el cuerpo, acompañada de picazón persistente y agotadora, puede ser un signo de cáncer de estómago, así como cánceres del sistema hematopoyético, pulmón o mama.

Queratosis oscura

Un presagio de cáncer de estómago también puede ser el llamado queratosis oscura, es decir, decoloración marrón ubicada en el área de los pliegues de la piel: en la ingle, en los pliegues del codo y la rodilla, o en las axilas.

Piel escamosa

Las lesiones escamosas también pueden ser un síntoma de cáncer en la piel. Los que cubren toda la piel pueden anunciar mieloma, linfoma, enfermedad de Hodgkin, cáncer de pulmón, cáncer de cuello uterino o cáncer de mama. Por otro lado, las lesiones blancas, pequeñas pero difusas que se asemejan a la ictiosis y se localizan en las axilas, la ingle, los pliegues de los codos y debajo de las rodillas, acompañadas a menudo de "piel de gallina" (queratosis folicular), pueden indicar la enfermedad de Hodgkin.

Cambios de color de idioma

El cáncer de piel del páncreas, el cáncer de riñón o de pulmón puede cambiar el color de la lengua a un rojo vivo; en este caso, un síntoma adicional puede ser el llamado deslizamiento de la epidermis, es decir, su separación como resultado del roce de la piel.

Pelos extraños en la piel

El proceso neoplásico en el cuerpo también puede evidenciarse por el rápido crecimiento de pelos ligeros, delgados y bastante largos (3-4 cm) en lugares donde no deberían estar: en la cara, aurículas, luego en la piel del cuerpo (excluyendo las palmas, plantas, áreas genitales). Este síntoma puede presagiar cáncer de pulmón, cáncer de intestino, cáncer de páncreas, cáncer de vejiga y leucemia aguda.

Cambios en el edema eritematoso

El síntoma cutáneo de la neoplasia también puede ser eritema acompañado de edema. Los cambios eritematosos y edematosos en el área de la cara (especialmente alrededor de los ojos) y en las extremidades pueden indicar cáncer de pezón, pulmón o nasofaringe. A su vez, el eritema exfoliante con una ligera exudación enel pezón y el área del pezón pueden sugerir cáncer de ano, próstata, vejiga o cuello uterino.

Las lesiones eritematosas redondas u ovaladas dispuestas en focos que se asemejan a una sección transversal del tronco pueden presagiar cáncer de esófago, pulmón, mama o intestino. Por otro lado, el eritema púrpura alrededor de los párpados, acompañado de hinchazón de las cuencas de los ojos, puede acompañar al cáncer de ovario o de mama en las mujeres y al cáncer de pulmón o del tracto gastrointestinal en los hombres.

¡Ayuda al desarrollo del sitio, compartiendo el artículo con amigos!

Categoría: